El estrés se genera cuando razón y emoción no van de la mano

” En los supuestos que razón y emoción no van juntas,  el afectado se sitúa en una situación de estrés y sus glándulas liberan cortisol, la conocida como “hormona del estrés”, que daña el corazón, el cerebro y los sistemas circulatorio e inmunológico generando, entre otros síntomas, falta de sentido del humor, irritabilidad constante, sentimientos de ira y ganas de llorar.
“¿Cómo se soluciona esta situación? Sincronizando razón y emoción”, ha asegurado el catedrático de la Universidad de Barcelona, quien aconseja buscar una explicación lógica para acoplar emoción y razón y poner así fin al estrés. ”

Ir a noticia